La intensidad del peor incendio forestal en lo que va del año en tierras cordobesas, va en baja y las expectativas para controlarlo son favorables.

Las llamas iniciadas en la tarde del lunes en La Población, que se trasladó y generó evacuaciones temporarias en La Paz y San Javier, consumieron más de cinco mil hectáreas y siguen encendidas este jueves.

Sin embargo, el amanecer del día trae optimismo. 'Hemos empezado a ganarle al fuego y a controlar gran parte del incendio. Si nos favorece clima, en la mañana podríamos controlarlo totalmente', refirió Claudio Vignetta.

El secretario de Control de Riesgo Climático y Catástrofes remarcó que aún hay 'algunos focos activos', que se sostienen atentos al cambio en el viento y que permanecen 'muchos puntos calientes', que demandan a casi doscientos bomberos dispuestos.

En diálogo con el programa Cara y Cruz, de radio Universidad, el funcionario refirió que posiblemente se disponga de tres aviones hidrantes que permanecieron en la zona, y lamentó la falta de lluvias en el sector.

Fuente: CBA24N >> lea el artículo original