El hecho conmocionó a barrio Ituzaingó. Los vecinos enardecidos escracharon al acusado después de que su vecina, que actualmente tiene 12 años, se animara a denunciarlo por violación. El aberrante hecho ocurrió hace tres años, según relató la madre de la víctima a este medio.

Mientras interviene la Justicia, desde la Secretaría de Niñez, Adolescencia y Familia dieron detalles del perfil del joven de 22 años, que también habría abusado de su propia hermana menor. Ante esta situación, tomaron una “medida excepcional”.

 + MIRÁ MÁS: Homofobia en Villa Rumipal: asegura que lo golpearon por ser gay

Según informaron, el acusado “tiene retraso madurativo”. La SENAF estableció una resolución para que fuera separado de las víctimas y de la familia, por lo que quedó bajo custodia del padre. La hermana de 12 años continuará viviendo con la mamá.

Por su parte, la familia de la nena que denunció ser víctima de violación, se mostró indignada por la resolución y porque aún continúa en libertad. Considera que necesita de contención para evitar que esta persona cometa otro abuso.

Fuente: ElDoce >> lea el artículo original